¿Por qué lo llaman Branding cuando quieren decir diseño?

En los últimos años hemos asistido a un cambio “obligado” en las tendencias del diseño gráfico en España. Ocasionado como en muchos de los sectores tradicionalmente “artesanales” por la evolución y desarrollo de los productos digitales y tecnológicos, la apertura a un mundo global con Internet y un cambio en la mentalidad de los consumidores.

Todos los factores anteriores han ocasionado que la concepción del estudio de diseño como lo conocíamos haya desaparecido para siempre. Ahora los que triunfan en el sector son las agencias de diseño estratégico (strategic design), consultoras de diseño global e innovación (global design and innovation consultancy), agencias de diseño de experiencias (service design agency) o consultoras de branding (brand consultancy).

La necesidad te hace ser creativo.

Cuando los diseñadores vieron las orejas al lobo: un mundo más digital, crisis económica, decadencia del papel… se dieron cuenta que ser diseñador mola, pero no te hace rico. Miraron alrededor y encontraron la oportunidad en la competencia.

¿Cuál era la pieza que les faltaba? Se dieron cuenta que la diferencia estaba en la estrategia e innovación. Sí, copiaron la receta. Pero como todas las recetas, aunque los ingredientes sean los mismos dependiendo de quién lo preparé, el resultado será diferente. Por eso, cada proyecto respira un lenguaje propio y diferente y es palpable quién trabaja desde la concepción tradicional del diseño y quién se ha formado e incorporado a sus equipos los perfiles profesionales que hacen posible lo que llamamos “Branding”.

La delgada línea roja.

Ahora mismo, existe una delgada y peligrosa línea roja de dudosa limitación entre el diseño y la publicidad. Es lo que llaman “Branding”.

Hoy en día, si eres diseñador y no haces branding eres un “homeless” del diseño, no estás dentro. La delgada línea roja que separa y une, que ha cambiado y revolucionado el sector, creando fans (clientes) y enemigos (publicistas), es lo que llamamos estrategia de marca.

Cuando hablamos de Branding, hablamos de construir marcas. Tanto diseñadores como publicistas las crean, pero hasta ahora sólo los segundos eran capaces de aportar el punto diferencial, posicionar y crear valor a través de la publicidad.

Los diseñadores y creativos únicamente se encargan de construir identidades gráficas, pero en un mercado global en el que las marcas además de impactos visuales tienen que tener impactos en todos los puntos de valor, es cuando nace el Branding y es ahí dónde el diseño como única solución se ha quedado obsoleta.

La mayoría los diseñadores no han aceptado el cambio, no reconocen la necesidad de tener que cambiar. Es necesario que los profesionales que quieran formar parte del Branding, se renueven, se formen y empiecen aceptar que su trabajo creativo es sólo una parte del proceso.

El Branding es un trabajo de equipo en el que es necesario el trabajo de muchos perfiles profesionales para hacer un buen trabajo. Se necesitan perfiles humanistas que sepan reconocer los “insights”, perfiles empresariales y económicos que sepan adaptar y traducir los inputs en resultados económicos y estrategias empresariales; perfiles de comunicación para dar voz a la marca y perfiles creativos que sepan traducir las estrategias (ideas) en impactos visuales.

¿Qué es lo siguiente?

El futuro del diseño y de las agencias de publicidad pasará tanto a medio como a largo plazo inevitablemente por la unión de sinergias o la creación de nuevos negocios creativos.

Es el momento de replantearse el modelo existente y mirar al futuro con otra perspectiva basada en un cambio de cultura profesional, formación y renovación del concepto creativo y sus protagonistas.

No siempre todo vale. No puedes decir que eres alguien que no eres, tienes que demostrarlo.

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies para ofrecer una mejor experiencia de navegación. Si continúas navegando consideraremos que aceptas su uso. más información

ACEPTAR